ČESKÉ BUCHTY: Dulzura que emociona

El bocado dulce más típico de la pastelería checa se agota rapidísimo en el Designum Café, que se encuentra adosado al encantador hotel boutique Golden Key de Praga. “Los huéspedes checos van a lo seguro, mientras los extranjeros prueban y se emocionan”, asegura la chef Marcela Benešová, quien nos comparte la receta de sus bollos checos para prepararlos en casa, en tanto llega la oportunidad de visitar la ciudad de Praga en general y su cafetería, en particular. 

Por: Jess Garbarino

Publicado: Mayo 01, 2020

Ingredientes

Masa

  • 250 g de harina molido fino
  • 250 g de harina molido grueso
  • 30 g de levadura
  • 80 g de azúcar glass
  • 80 g de mantequilla
  • 1 huevo entero
  • 2 yemas
  • 250 ml de leche
  • 1 sachet de azúcar vainillada
  • Ralladura de limón
  • Sal

Relleno

  • 250 g de requesón o ricotta
  • 1 yema
  • 1 sachet de azúcar vainillada
  • 1 paquete de postre de vainilla
  • 1 cucharadita de azúcar glass

Preparación

Primero hay que activar la levadura. Para ello se disuelve la levadura en 100 mililitros de leche tibia y se añade una cucharada de azúcar. Mezclar y esperar a que se formen burbujas.

Luego, mezclar todos los ingredientes secos en un tazón. Añadir el huevo entero y las yemas, la mantequilla derretida y la mezcla de levadura activada. Amasar hasta que se logre una masa suave. Espolvorear con harina y dejar levantar durante una hora hasta que el bollo duplique su tamaño.

Estirar con un palo de amasar hasta alcanzar una lámina de un centímetro de espesor y cortar en cuadrados de cinco centímetros de lado. Preparar el relleno de requesón mezclando todos los ingredientes de la lista. Luego poner una pequeña porción de relleno al centro de cada cuadro de masa.

Juntar los bordes de los cuadrados hasta formar un bollo con el relleno en medio. Poner los bollos en un molde engrasado con el borde hacia abajo, de manera que tengan espacio para expandirse cuando se horneen. Barnizar los bollos con mantequilla derretida y dejarlos levar por un corto tiempo.

Cocinar en un horno precalentado a 160ºC por 30 o 40 minutos, hasta que se doren. Retirar los bollos del horno y ponerlos en una tabla o canasta y espolvorear con azúcar glass.

Atención mentes creativas: Los checos experimentan mucho con el relleno de los bollos y, además de requesón o queso crema, pueden rellenar los české buchty con mermeladas (en especial de ciruela o frutos rojos), aunque en algunos lugares usan también amapola molida con azúcar.

Hotel boutique Golden Key

El acogedor y confortable hotel boutique Golden Key multiplica los detalles para que cada huésped colme sus expectativas y tenga la experiencia de sentirse en su propia casa en Praga. Ubicado en la encantadora calle Nerudova, el hotel debe su nombre a la llave dorada que antaño identificaba a este edificio (cuando no se utilizaba la numeración y eran necesarias otras referencias) y que aún se puede ver en la fachada. El antiguo edificio fue totalmente restaurado respetando el estilo original, al tiempo que se dotaba de comodidades contemporáneas a sus 25 suites. El hotel cuenta además con una sauna con un espacio para la relajación que se puede reservar, además de sala de fitnes abierta las 24 horas. Sin embargo, uno de los momentos más inolvidables de la estadía en el Golden Key es la hora del desayuno, cuando se pueden probar algunas de las dulces especialidades que salen del horno de la chef pastelera Marcela Benešová. Por lo demás, para los antojos fuera de hora, el Designum Café es el rincón favorito de huéspedes y transeúntes para los caprichos de masa y azúcar.

 

Designum Café

Hotel Golden Key
Nerudova 27, Praga.
T:+420 257 317 970
https://www.designumcafe.cz/en/
https://goldenkey.astenhotels.com/designum-cafe

Canales relacionados

Sabores
Restaurante Tritón: Una cueva en el corazón de Praga

A unos pasos de la Plaza de Wenceslao, en el centro de Praga, se encuentra el Hotel Adria fundado en 1912, que cuenta con un restaurante que es un hermoso tesoro arquitectónico y gastronómico.

Sabores
Restaurantes con y sin estrella Michelín

La gastronomía tradicional checa está muy rica. Algunos platos son muy conocidos como el gulash, las carnes guisadas, el pato y los pescados de río como la carpa o la trucha. Además los vinos de Moravia acompañan de maravilla estas viandas, si no se puede optar por las ricas cervezas checas.

Sabores
Comer como checo: las bebidas que mejor acompañan cada platillo

Si vas a seguir las costumbres checas al pie de la letra, no te puedes saltar el capítulo de las bebidas espirituosas, porque “donde fueres, bebe lo que vieres”.

Sabores